¿Cómo desarrollar una mentalidad global?
10 January 2019 - Federico Restrepo Sierra

Tener una “mentalidad global” es una aptitud que cobra importancia a medida que el mundo se vuelve más interconectado. Hoy, en las organizaciones,  buscan líderes empáticos, con capacidad de relacionarse con personas de diferentes culturas; con el fin de lograr influencia en grupos, organizaciones y sistemas diferentes, para la creación de nuevas alianzas internacionales.

Por eso, cuando decidimos emprender o hacemos parte del mundo del emprendimiento, es esencial tener una mentalidad abierta y global, sin importar en qué consista la idea. Es así, como el mayor reto es generar innovación y ofrecer productos o servicios diferentes a los que ya existen en el mercado. Para esto, debemos situarnos desde otra perspectiva que quizá no habíamos considerado hasta el momento, ayudándonos a tumbar modelos mentales existentes.

Sumado a esto, se tiene la creencia de que, para generar una mentalidad global, se debe vivir un tiempo en el exterior y aunque es una de las mejores maneras de conocer e involucrarse con otras culturas y como dicen “viajar es el único gasto que te hace rico”, ésta no es la única forma de ejercitar esta aptitud. Diariamente, desde la comodidad de tu casa o ciudad, puedes hacer actividades que abrirán tu mente “local o nacionalista”.

Aquí, 4 tips o actividades que puedes comenzar a hacer si quieres desarrollar una mentalidad global:

  • Aprender otro idioma: esto no sólo te facilitará la comunicación al momento de relacionarte con personas que hablan otro idioma o al viajar a otro país, sino que por medio de las diferentes expresiones, refranes o historias puedes darte cuenta de cómo es la cultura, la personalidad y las costumbres de aquellos países de donde proviene el idioma.
  • Leer, leer y leer: con esta actividad no me refiero sólo a los libros de historia que a veces pueden ser aburridos. Leer guías turísticas o blogs de viajeros de diferentes partes del mundo puede ser ¡mucho más entretenido! También leer ,diariamente, un par de noticias internacionales (ojalá en el idioma que estés aprendiendo) te mantendrá informado y te ayudará a entender mucho mejor la diferentes situaciones positivas y negativas que se viven alrededor del mundo. Además, siempre tendrás un tema de conversación  si te topas con una persona del exterior.
  • Asistir a eventos con invitados internacionales: en todas las ciudades siempre habrá eventos, conferencias o hasta incluso obras de teatro o muestras de arte destinadas para los turistas. En internet hay muchísimas páginas donde grupos de extranjeros publican eventos y encuentros sociales que realizan ellos mismos para conocer personas de la ciudad. ¡Atrévete a asistir a alguno de ellos! Sin duda conocerás a alguien interesante, practicarás otros idiomas y abrirás tu mente a nuevas formas de pensar.
  • Conocerte a ti mismo y liberarte de ideas únicas: aunque suena “cliché”, el hecho de que te conozcas a ti mismo y tengas claros tus principios y sueños, te hará sacar el mayor provecho de cualquier experiencia o contacto internacional que tengas. Conocerte también te ayudará a que mires a los demás con ojos libres de juicios, pues estarás tan tranquilo contigo mismo que respetarás el estilo de vida de los otros. Igualmente, es importante ser consciente de que no existe una sola verdad y que está bien cambiar de opinión. Practicar el respeto día a día, te convertirá en una persona con una mentalidad libre, abierta y global.

Marcela Arango Restrepo

marcela.arango@impacthub.net