20 cosas que nos enseñó la pandemia
26 junio 2020 - Sebastián Bustamante

Si bien existe un buen número de empresas jóvenes y startups innovadoras que están aportando soluciones a los desafíos que ha traído el Covid-19, la realidad nos muestra que estos emprendimientos y las organizaciones que los apoyan están sufriendo duramente los impactos de la pandemia.

Un estudio reciente del BID y Prodem explora estos impactos y las respuestas de los emprendedores y ecosistemas, con base en una encuesta a 2.232 emprendimientos de América Latina y el Caribe (ALC) y a 429 instituciones de apoyo tales como incubadoras, aceleradoras, company builders, espacios de coworking y agencias públicas de apoyo a la innovación.

Los impactos son mayores entre las empresas de menor trayectoria. 2 de cada 3 empresas con menos de 1 año de vida dejaron de vender, frente a algo menos de la mitad de las que tienen al menos 3 años.

Por el contrario, los emprendimientos del sector tecnológico y las empresas jóvenes que más habían logrado crecer en los años anteriores, estarían sufriendo un poco menos.

El 29% de las tecnológicas dejó de vender, frente a más del 80% en otros sectores de servicio; mientras que apenas un tercio de las empresas más dinámicas dejaron de vender, frente al 53% del promedio general.

La pandemia también está pasando factura en el ánimo general de los emprendedores y sus equipos. Dos de cada tres emprendimientos han visto decaer significativamente el ánimo de su equipo emprendedor, algo que se da de forma aún más acentuada entre sus empleados (71%).

Los 20 aprendizajes de los emprendedores

Quisimos compilar 20 aprendizajes que hemos tenido todos los emprendedores durante esta época de pandemia, que pueden resonar con otras lecciones que tú también has tenido:

  • Hay que pensar a largo plazo.
  • La relación con mis proveedores importa.
  • Ofrecer un valor que se vuelva indispensable para mis clientes.
  • Tener nociones financieras.
  • Ser capaz de pivotear o replantear mi negocio rápidamente.
  • Unirme con la competencia puede ser una buena idea en la crisis.
  • Como empresa debo ser solidaria.
  • La tenacidad emprendedora es todo en épocas como esta.
  • La economía es más frágil de lo que parece.
  • Lo que comunique mi marca en esta crisis será como se me perciba después.
  • Mantener mi equipo en este momento es el mejor voto de confianza.
  • En algún momento tendré que hacer sacrificios difíciles.
  • Hay que ahorrar y plantear mi caja para tener al menos 6 meses de supervivencia.
  • Debo tener al menos 3 ideas nuevas en incubación y desarrollo.
  • Hay sectores que en época de crisis van a crecer.
  • Si soy capaz de aguantar, saldré de la crisis más fuerte y renovado.
  • La salud será un mercado cada vez más vital para el mundo.
  • La crisis le ayudó a entender a muchos que estaban emprendiendo por las razones equivocadas.
  • Las cadenas de abastecimiento internacionales pueden reemplazarse por locales.
  • Mi empresa no necesita cargar costos fijos como oficina o forzar al staff a desplazarse diariamente al lugar de trabajo.

¿Tienes otros aprendizajes? Acá estamos para leerlos 😉